jueves, 1 de enero de 2009

Augurios 2009(?)


Un Año Nuevo no solo es la reiniciación del período de tiempo qe tarda la Tierra en orbitar una vuelta alrededor del Sol, sino también una fecha qe, desde hace siglos, se consideraba mágica para recomponer el destino, mediante una serie de cábalas que han ido aumentando en el imaginario popular. Se calcula qe hace más de cuatro mil años, los babilonios fueron los primeros en convertir el Año Nuevo en un ciclo festivo que duraba 11 días y qe se celebraba al comienzo de la primavera, con las esperanzas de revivir los sueños, como la vegetación en todo su esplendor.
Por su parte, los egipcios celebraban el fin del año con el comienzo de la crecida del río Nilo y las tareas encaminadas a la preparación de las tierras para la siembra, por lo qe esta fecha estaba rodeada de conjuros y augurios, teniendo en cuenta la importancia de la corriente fluvial y sus fluctuaciones.
Inicialmente los romanos hacían coincidir la celebración del Año Nuevo con la llegada de la primavera y lo festejaban el 25 de marzo. Su calendario comprendía diez meses lunares, de marzo a diciembre. El problema es qe entre diciembre y el comienzo del año siguiente había un período de tiempo que no correspondía a ningún mes.
Posteriormente entre diciembre y marzo se añadieron dos nuevos meses: enero y febrero pero fue el emperador Julio César el qe cambió la fecha al primero de enero, primer día del mes dedicado al Dios Jano. Pero ese es un tema extenso que merece otra crónica.
Las principales cábalas asumidas a través de la historia son las siguientes:
Doce uvas o pasas
Esta tradición nació en los países mediterráneos y se ha extendido en los cinco continentes con ligeras variantes.Una de las versiones más conocidas es la siguiente:
En el sitio que ocupa cada comensal se coloca previamente un pequeño frutero con 12 uvas y, de acuerdo con el ritual, se debe comer una uva por cada una de las 12 campanadas del reloj.
Se aconseja seis uvas verdes y seis moradas para que los anhelos y aspiraciones se hagan realidad.
Otros señalan que se debe comer doce pasas de uva, una por cada campanada, pidiendo un deseo.

Prendas amarillas
Esta cábala proviene de China, Taiwán, Corea y Vietnam donde se cree qe las prendas de ropa interior amarillas y rojas, contribuyen a la atracción de las buenas energías, o buena suerte como se conoce en Occidente, así como propicia el amor.
A los chinos no les importa que, a la primera lavada se deshaga o decolore la prenda amarilla porque el objetivo es lucir sexy el primer minuto de 2009, realizar los pendientes que dejaron desde hace varios años y hacer realidad nuevos sueños.
En nuestro continente se acostumbra usar ropa interior rosa la noche de fin de año, para asegurar felicidad y buenos momentos. Dicen que es mejor usarla por el revés y cambiarla al derecho después de medianoche.
Y qe sus efectos benéficos son mayores si se trata de calzones regalados.
Para los viajes
Una de las tradiciones más populares para viajar durante el próximo año es salir a la puerta de la casa con una valija o bolso, mejor aún si se da la vuelta a la manzana con una maleta.
Se aconseja correr acompañado para no tener desagradables sorpresas con amigos de lo ajeno.
Una nueva costumbre qe se está generalizando es colocar diminutos pasajes de avión en un muñeco Ekeko.
Amor y matrimonio

Si se busca pareja se debe colocar una ramita de albahaca debajo de la almohada para soñar con el futuro ser amado.
Bañarse con esencias aromáticas: mandarina para tener prosperidad, rosas para encontrar el amor y sándalo para alejar las energías negativas.
Sentarse y pararse durante las doce campanadas, propicia promesas de matrimonio.
Fortuna
Para atraer la fortuna colocar un anillo de oro en la copa qe usamos para brindar.
Comer un plato de lentejas es la mejor cábala para tener prosperidad y fortuna.
Comer una cucharada de lentejas (cocidas) SIN SAL dentro de los primeros minutos del nuevo año para tener prosperidad.
Repartir espigas de trigo: símbolo de la abundancia. Lo ideal es repartirlas entre todos los asistentes (que todos tengan en las manos la medianoche) y también esparcirlas por la casa.
Tener un manojo de dinero en el momento de brindar garantiza ingresos extras durante el año.
Cocinar una corvina sin quitarle las escamas: para asegurarse un buen pasar económico (quien la coma tendrá tanta plata como escamas haya comido).
Para tener dinero todo el año, a las 12 se meten las manos a una fuente con azúcar. Luego se lavan con champaña.
Si se quiere prosperidad en los negocios se debe colocar en tres cajitas: verde, roja y azul semillas de sésamo o frijoles colorados, envolver cada cajita con papel dorado y colocarlas al pie del árbol navideño.
Velas de colores
Encender velas de colores es de buen augurio.
Se debe tener en cuenta qe las azules traen la paz; las amarillas, abundancia; las rojas, pasión; las verdes, salud; las blancas, claridad, y las naranjas, inteligencia.
También se propone encender velas blancas, rojas y verdes y dejarlas encendidas desde la medianoche hasta qe se consuman por completo. Representan amor, armonía, salud y prosperidad para el año.
Tener mucho cuidado sobre el lugar seguro donde deben colocarse para evitar accidentes o incendio.
Otras cábalas
Colocar espigas en toda la casa traerá paz y buena suerte para los miembros del hogar.
Tres piedras en el hogar, elegidas de acuerdo a nuestra inspiración, simbolizan salud, dinero y amor.
Si el objetivo es tener mucha ropa nueva, la noche del 31 debes usar la ropa interior al revés.
Repetir en voz alta o mentalmente la frase "Voy a ser feliz este año" junto a los doce campanadas.
Si se sale a la calle, tratar qe la primera persona qe se vea sea joven, ya qe mientras menor sea, mayor será la felicidad.
Qemar al muñeco "viejo": para desprenderse de las cosas malas del año que termina. Es necesario hacer un muñeco con la ropa vieja. Si se qiere, se le puede poner en el bolsillo una lista con todas las cosas malas del año qe qieren eliminarse. Se debe poner en un lugar sin riesgos de incendio. A medianoche se le prende fuego.
También se recomienda, como una costumbre sabia y sana, ocupar algunos momentos del último día del año qe se va, limpiando y ordenando la casa, pues el estado del lugar en qe vives reflejará el desarrollo de tu vida el año que comienza.

2 comentarios:

  1. Uhhh, me olvide el calzoncillo amarillo este año.
    Bueno...igual ya he roto varios espejos.

    ResponderEliminar
  2. Yo utilizo otro sistema que consiste en: comer un turrón duro, luego 2 blandos, luego 6 copas de sidra, luego 6 copas de Anana fizz, luego 6 botellas de cerveza y si llego a la cama acostarme ;)

    ResponderEliminar

"Ven así con la humanidad alma de diamante Y aunque tu corazón recircule siga de paso o venga pretenda volar con las manos sueñe despierte o duerma o beba el elixir de la eternidad,sos alma de diamante"